¡Santo gancho de izquierda a la Obispada, Batman!

Querido Blog: Me prometí a mí mismo: "mí mismo, abstente de escribir sobre lo que dijo el Obispo de Aguascalientes hasta que pase el ma...

Querido Blog:

Me prometí a mí mismo: "mí mismo, abstente de escribir sobre lo que dijo el Obispo de Aguascalientes hasta que pase el mareo informativo-cómico-mágico-musical que se va a dar". No ha pasado, pero los deditos me han pedido actividad, así que habrás de disculpar.

No me cabe duda alguna que la versátil Musa Inepta visitó a Monseñor Ramón Godínez Flores y le insufló inspiración para hacerle creer que sus palabras no serían comprendidas por los obreros del teclado que lo bombardeaban con preguntas. No se equivocó en eso de que no las iban a entender, pero lo que el prelado no se esperaba era que sus palabras se fueran a montar en el loco potro del escándalo, arrastrando a su autor a una desbocada carrera a lo ignominoso.

No faltaron los analistas que trataron de explicar el fenómeno (tu servidor incluído): previsiblemente, el Obispo no tuvo cuidado en sus palabras; previsiblemente hubo quien le pareciera que tenía un 'notononón' de primera plana; previsiblemente hubo quien supiera de oídas sobre lo dicho por el Obispo y le pareció buena idea plagiárselo para mandarlo a su redacción; previsiblemente en la redacción del importante periódico nacional (que sólo imprime 350,000 ejemplares, pero se le venera como si imprimiera 10 millones) vieron la nota como algo digno de escándalo; previsiblemente el Obispo se dio cuenta demasiado tarde del daño que sus tergiversadas palabras le estaban causando a su fuente de empleo; previsiblemente todos coincidieron en que eso ya era historia vieja, pero verla en portada y escucharla en radio se les hizo una conquista informativa insuperable.

El caso es que la notita de marras logró, al convertir a un solo necio en el estado de Aguascalientes, un milagro superior al de los panes y los peces. Ahora en Aguascalientes no sólo somos homófobos y mochos, sino que hay que agregarle que vamos al cielo a golpe de chequera enlodada.

Hay, querido Blog... no te imaginas la pena y vergüenza ajena que me da la constipación cerebral de los medios de comunicación, pero te aclaro de una vez: por pobre que me parezca la inspiración de los reporteros locales, defiendo su derecho a padecerla. También defiendo el derecho del Obispo a decir o no decir cosas que no debiera (yo a diario le digo cosas impropias a mi esposa, pero ella no me pela). Pero ese no es el asunto: lo interesante en todo caso es que los herederos de "Pedro el Ermitaño" y los "jacobinos de época terciaria" se atareen en actuar la enésima edición de sus necias necesidades, al salir al paso de la crítica diciendo que el señor Obispo es incapaz de decir lo que dijo, (igual a los medios que quisieron disfrazar el asunto: el Heraldo, el Hidrocálido y El Sol del Centro), tratando de hacernos creer a los divertidos lectores que nos pueden convencer con su empeño de que hay una política (o un compló) detrás del cotorro episodio.

Pero ojo, querido Blog. Lo inquietante es la previsibilidad de las izquierdosas izquierdas y el placer onanista con que atizan estos zipizapes. Hay algo sospechoso en él. En su momento de mayor crisis, de liderazgos diluidos, plataformas tambaleantes y convicciones borrosas, una izquierda sin proyecto, sin autocrítica, remolona y resentida no se topa, Sancho, con la Iglesia: la busca, carga pilas en su recelo y se honra sacudiéndole el polvo a un obispo cachetón. Hay pocos espacios tan hospitalarios para la izquierdosa izquierda aguascalentense como la unánime rechifla a la sotana (no hay mejor reino que el de Cristo para las guerras civiles, dice Montesquieu).

En la tontería de Ramón Godínez y en la lumpen-prensa local hay boleto para la tierra firme del anticlericalismo azufroso, excitado porque al presidente le da la gana ir a misa; el comecurismo dominguero, la mueca contra el tufo ultramontano, el tiro al blanco fijo, la rumiada de Nietzsche. ¿Hay algo más estimulante para aquel cuyo primer acto revolucionario fue responder a la orden paterna de persignarse levantando el puño izquierdo?

Me pregunto, querido Blog, cómo conciliar esta pasión con la defensa de "los usos y costumbres" que esa izquierda reivindica, en otros casos, como ley superior.

Sabemos que el ciego sí a todas las barrabasadas que dice el Obispo y su ranfla de padrecitos es la expresión más activa, vetusta y sólida de una convicción popular, blasón y estandarte del mismo pueblo al que las izquierdas querrían liderear, paradójicamente, hacia la preservación de sus propios valores. (En este sentido, mi general Zapata no hubiera roto el cuadro: le habría cercenado los zebedeos al autor, antes de formarle cuadro. Faltaba más, chingao...) La lotería nacional y la Virgen de Guadalupe, dice Octavio Paz, es en lo único que creemos los mexicanos después de siglos de fracasos. Si queremos una izquierda racional que asuma a la sociedad como una solidaridad, ya podríamos empezar a respetar las creencias esenciales del pueblo con el que deseamos solidarizarnos y cuya solidaridad requerimos.

La tradición feudal y la ñoñez jacobina vuelven a tirantearnos como en los eternos buenos tiempos. "Yo no lo deploro —diría ese guadalupano de López Velarde—: antes me alegro de que los iracundos y los pueriles sectarios lleven trazas de poder ofrecernos siempre un sabroso sainete de ideas. Me alegra, porque es saludable asistir a los escenarios en que disputan el candor y la petulancia".

Oh, querido Blog, perdona que te hiera con tanta letra, pero es que la seriedad me da risa...
Nombre

2010 20N Aguascalientes Al Cierre Antonio Zapata Aplicaciones Cartones ciudad Código de Ética Comunidades Constitución Política Delitos contra periodistas Diputados Drenaje elecciones elreportero.com.mx En Vivo enlaces Entrevista España Español Espectro radioeléctrico Estudiantes extraño Facebook Fernando Rivera foto Fotografía Fotonota Frases Gobierno Google Herramientas Humor Instagram intolerancia television polemica discriminacion Journalism Legal letreros Leyes Libertad de Expresión Lunes al café del desayuno Marketing Martin Orozco Sandoval Medios Mentiras Minicrónica Noticias Noticias de Aguascalientes Opinión Periódicos Periodismo Pobreza Podcast POLÍTICA Presentación Programas Publicidad Publicidad oficial Radio Redes sociales Reformas Reporteros Ryszard Kapuscinski Sanitario twitter Universidad Vialidad Video Youtube
false
ltr
item
elreportero.com.mx: ¡Santo gancho de izquierda a la Obispada, Batman!
¡Santo gancho de izquierda a la Obispada, Batman!
elreportero.com.mx
http://www.elreportero.com.mx/2005/09/santo-gancho-de-izquierda-la-obispada.html
http://www.elreportero.com.mx/
http://www.elreportero.com.mx/
http://www.elreportero.com.mx/2005/09/santo-gancho-de-izquierda-la-obispada.html
true
269739281717927055
UTF-8
No encontramos ninguna publicación Ver Todo Leer Más Responder Cancelar respuesta Borrar Por Inicio Páginas Publicaciones Ver todo Recomendado por tí Etiqueta Archivo SEARCH Todas las publicaciones No encontramos ninguna publicación que coincida con tu búsqueda Back Home Domingo Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Dom Lun Mar Mie Jue Vie Sab Enero Febrero Marzo Abril Mayo Junio Julio Agosto Septiembre Octubre Noviembre Diciembre Ene Feb Mar Abr Mayo Jun Jul Ago Sep Oct Nov Dic En este momento Hace un minuto Hace $$1$$ minutos Hace una hora Hace $$1$$ horas Ayer Hace $$1$$ días Hace $$1$$ semanas Hace más de cinco semanas Seguidores Seguir Este contenido es premium Comparte para desbloquear Copiar todo el código Seleccionar todo el código Todos los códigos fueron copiados a tu clipboard No se pueden copiar los códigos / textos, por favor aplica [CTRL]+[C] (o CMD+C en Mac) para copiar